Ritmos sexuales para estar en sintonía con tu pareja

Ritmos sexuales para estar en sintonía con tu pareja

La clave para una relación de pareja feliz y duradera es el amor. O bueno, digamos que la mitad de la clave es el amor. Si llevas un buen tiempo con tu pareja sabrás que el sexo duro y puro es la otra mitad de la clave.

De acuerdo con una investigación publicada en la revista Personality and Social Psychology, uno de los principales objetivos por los que una pareja practica el sexo es para mejorar la calidad de la relación y contribuir a que no se rompa el lazo.


Para llegar al sexo satisfactorio una de las cuestiones que deben cuidarse en la pareja es el ritmo sexual (salvaje, suave, rápido, despacio), el cual es mejor acordar mutuamente, pues gracias a ese acuerdo lograrán darse mayor placer y mayores y mejores orgasmos. Mabel Iam, psicoterapeuta y autora de “El amante perfecto”, indica que el hombre y la mujer tienen diferentes tiempos de respuesta sexual, y para lograr una conexión más poderosa deben experimentar los siguientes ritmos:


  1. Impulso Sexual: Es el primer ritmo y está relacionado directamente con la atracción mutua. Está asignado por la seducción que cada uno provoque en su pareja y debe fomentarse con los juegos eróticos.
  2. Excitación: Tiene que ser espontáneo, se manifiesta más lentamente en la mujer, contrario a lo hombres en quienes es mucho más rápido. Depende en gran parte de implementar el impulso sexual; personalizar lo que nos seduce es importante para motivar las zonas erógenas de cada uno.
  3. Orgásmico: Resultado de aplicar los dos anteriores, como una danza, junto con tu pareja. Conservan una energía erótica de coincidencias, tanto instintivas como afectivas. En esta etapa se concentra el misterio del éxtasis del ritmo sexual y la sinfonía erótica desarrolla su rol protagónico.
  4. Consumación: El efecto del máximo placer, es en este ritmo donde se logra una explosión que atraviesa los límites de la satisfacción física y llega a despertar sentimientos. Solo se llega al éxtasis con entrega mutua, siguiendo el ritmo amoroso.


La psicoterapeuta afirma que cuando cada persona se adapta a la repuesta sexual de su pareja el acto no concluye con el orgasmo, sino que llega a un nivel superior. ¿Es eso posible? ¿Hay algo mejor que el orgasmo? Luego de la descarga puntual la técnica logra realimentar el placer, o sea repetir los dos primeros ritmos en un delicioso círculo de disfrute mutuo. Tener una vida sexual exitosa depende mucho de que, como pareja, se comuniquen lo que quieren del sexo, lo que les provoca más placer y que experimenten con nuevas técnicas en cada encuentro. La innovación da un toque de éxtasis y pasión. ¿Te atreves a probar estos ritmos?

Publicar un comentario

0 Comentarios